Información

¿Qué colores para un interior femenino pero no demasiado?

¿Qué colores para un interior femenino pero no demasiado?

Si desea destacar la feminidad en la decoración de su interior, elija ambientes suaves y enfatice el brillo. Cualquiera que sea el estilo deseado, bohemio, en mal estado o natural, no olvide el toque de elegancia y refinamiento que aportan algunos elementos decorativos bien elegidos. Por el lado del color, la medida es esencial porque no se trata de caer demasiado. Evitamos clichés con dientes duros, es decir, el ultra rosado en apariencia total para no hundirse en el malvavisco y arriesgarse a una sobredosis.

Estilo bohemio ultra femenino

Atrévete a usar colores para crear una atmósfera bohemia en tu interior femenino. Allí, no se trata de la templanza: así que reserva el pastel a otro universo. Por otro lado, dé rienda suelta a su creatividad armonizando colores brillantes como el turquesa y el fucsia o incluso el naranja y el púrpura. Tonos para recordar sin límites al optar por cuadros en tela india, cortinas de terciopelo o una multitud de alfombras coloridas en seda vegetal o lana pura. Los objetos decorativos traídos de sus viajes, el puf en mosaico y los muebles de madera pintados son inseparables del estilo bohemio.

Créditos de las fotos: Dulux Valentine

Polvo rosa y gris perla para un dormitorio shabby chic

Lejos de las flores excesivamente florales, el dormitorio femenino gana en refinamiento gracias a la asociación de antigüedades, muebles antiguos de la familia pintados en paredes blancas y rosa polvo con delicadeza infinita. Para darle un toque de sobriedad a este ambiente descuidado, lo ideal es colocar un revestimiento de piso gris perla de rara elegancia. Al aplicar un gris más fuerte en una sola pared, podemos obtener una acentuación juiciosa de los contrastes que tendrán el efecto de energizar el espacio, pero sin exceso. Elija un lino bordado, festoneado o bordeado con delicados encajes, blanco, crudo o gris para la ropa de cama y coloque cojines suaves, rosa llamativo y antracita en la cama.
Crédito de la foto: Dulux Valentine

Baño femenino y ambiente natural.

La naturaleza es una fuente de inspiración sin límite. Por lo tanto, podemos recurrir a nuestras ideas de armonía de colores para recrear un lugar que amamos: la atmósfera costera o bucólica, por ejemplo. En un baño femenino, nada debería molestar estos momentos para ti. Entre las combinaciones de colores que se prestan más particularmente a un interior femenino, el color blanco, azul claro y arena aportan frescura y claridad. Los tonos de hilo, marrón y naranja enfatizan la suavidad. También podemos atrevernos a tonos de verdes, puntuados con beige guijarro y asociados con la pureza del blanco para un espíritu natural. Para mejorar con una multitud de plantas para colocar y colgar para recrear un pequeño jardín interior real.
Crédito de la foto: Dulux Valentine

Rojo sensual para decoración femenina.

Intenso y cálido, el color rojo evoca pasión. En la entrada, en la sala de estar, en la cocina, se presta a todos los atrevidos. El rojo es fácil de armonizar con otros colores como el amarillo, gris, beige, algunas puntas de color topo o morado, pero también con madera, acero y materiales contemporáneos. Puede suavizar y mejorar la atmósfera con blanco si opta por una sección de pared roja. Refinado, el sublime matrimonio rojo y negro se debe utilizar con moderación para evitar oscurecer la habitación. Finalmente, para evocar la seducción, el rojo se puede usar en un sofisticado dormitorio femenino estilo gabinete con una gran cama con dosel. Para evitar la saturación, es mejor moderar la intensidad de los colores asociando el rojo con el blanco.
Crédito de la foto: Dulux Valentine Nuestros prácticos videos de bricolaje